Consejos básicos para sacar provecho a tu menú

¿Por qué remojar?

Siempre recomendamos remojar los cereales integrales, legumbres y frutos secos. La razón principal es para eliminar los antinutrientes y hacerl que estos ingredientes sean más digestivos (puedes ver más información sobre los antinutrientes en el blog de Venu Sanz Chef buscando por "antinutrientes").

El remojo de este tipo de alimentos es un plus, es la guinda del pastel y la manera para hacer el plan PERFECTO. Sin embargo, por favor...Si no tienes mucho tiempo y te vas a agobiar, ¡no pierdas el tiempo remojando miles de cosas! Puedes ir directamente a la parte de cocer y cuando vayas cogiendo el ritmo, ya te preocuparás por remojar todo en condiciones :cara_ligeramente_sonriente:

Puedes evitar la salsas:

Si hacer tantas preparaciones para un mismo plato, va a suponer que no hagas nada, entonces te recomendaría que dejases a un lado las salsitas (que si salsa de setas, que si salsa de zanahoria) y te enfocaras en hacer el plato principal.
De la misma forma, las salsitas son el plus, lo que hace que el plato sepa aún más increíble, pero lo mejor es que te centres en cocinar los platos con cereales integrales y legumbres.
Los ingredientes "raritos":
Una de las cosas que te puede echar para atrás y dejar de hacer los menús es la cantidad de ingredientes "raritos". Sobre todo si no estás acostumbrado a este tipo de ingredientes...
Es por eso que en esta sección de Ayuda siempre encontrarás una lista de ingredientes alternativos. El objetivo con esta lista que siempre puedas reemplazar cualquier tipo de ingrediente por otro que puedas encontrar fácilmente en cualquier supermercado convencional.
De vedad..Si estás empezando con esta alimentación, ¡haz uso de esa lista que está en la Ayuda!
Las preparaciones de horno:
Verás que muchas veces usamos las preparaciones del horno para hacer salsas extra o para hacer algún relleno. Es decir, ya que lo encendemos el día de las preparaciones previas para asar alguna cosa, aprovechamos y horneamos algunas cosas más.
El problema con esto es que si tú no haces la sesión de preparaciones previas (o batch cooking), luego en el día a día te puede dar pereza encender el horno para asar unas zanahorias para usarlas en una salsa, por ejemplo.
En ese caso y si no haces las preparaciones previas y vas más al día a día, te diría que, para ahorrar tiempo, evites las preparaciones al horno y las hagas usando otro estilo de cocción: hervir, vapor, saltear...etc.

Todavía necesitas ayuda? Contacto Contacto